INICIO » Confesiones

Libera lo que sientes


  • 16
  • 4.903
  • 10,00 (2 Val.)
  • 0

Ultimamente a Takeru le comian los celos de como Ken y Daisuke cada vez se alejaban más del grupo para tener sus momentos de manseamiento a solas, él no soportaba tener a Daisuke tan distante y a la vez tan emocionado con Ken de modo que se las ingenió para idear un plan y que todos fueran a su casa, en especial Ken, el morbo de que él estuviera ahí resultaba muy morboso para él

- Os invito mañana todos a mi casa a ver una pelicula, ¿os apetece?

- ¿Qué clase de pelicula veremos? -. Quiso saber Daisuke

- Lo decidiremos todos en ese mismo momento, ¿vendréis todos, verdad?

- Cuenta conmigo Takeru, nada me hará mas feliz de estar en tu casa -. Contestó Hikari feliz

- Ken, tu tambien vendrás

- Solo si Daisuke irá bien

- Por supuesto que iré, es una reunion de amigos, no puedo faltar

- Gracias Daisuke, me hará muy bien que estés en mi casa - Descaradamente le guió un ojo delante de Ken pero no fué captado por los demás

La siguiente noche llegó, tenían ganas de acción y sensaciones así que eligieron una pelicula de miedo, el género de terror que le hacia temblar a Daisuke hasta las piernas pero se hizo el valiente y fué uno de los que eligió ese genero.

Al rato estaba arrepentido

Todos los miembros en esa habitación estaban pendientes de la tele, incluido Daisuke que estaba tapado hasta arriba con una manta por si ocurria una escena de miedo, taparse los ojos y no ver nada

- ¿Seguro que estarás bien Daisuke? -. Preguntó Ken viendo como a su novio le castañeaban los dientes

- Perfectamente, no te preocupes, vete con las chicas que te están esperando

- Vamos Ken, sientate en medio de nosotras dos, será una pelicula muy divertida - Contestó Miyako, una de los miembros de aquel equipo de amistad, Ken se separó de Daisuke y se reunió con las chicas, la vida se lo estaba poniendo facil a Takeru, tenia a Daisuke a su lado muerto de miedo

Hubo un escena de miedo donde a todos se les puso el pelo de punta, Miyako e Hikari se agarraron a Ken y detrás de ellos Daisuke se rió de forma temblorosa haciendose el gran valiente

- Nah! eso no dió miedo, sois unos gallinas!

- Si no da miedo, ¿porqué no te acercas a ellos? y otra cosa, ¿Porqué tienes esa manta cubriendote el cuerpo? Preguntó Takeru

- Eh? Pues... no sé me veo mejor aquí detrás y... ¿que pasa? tengo frio eso es todo

- Mi casa está en una buena temperatura, ¿estás seguro de que no estás asustado?

- QUE NO!, mira la pelicula y dejame un rato

Takeru miraba de reojo a Daisuke que seguía muy atento viendo la pelicula de terror y al mismo tiempo en tension

-Deberíais estar mas cerca asi veríais mejor las imagenes, os estan tapando nuestras cabezas -. Sugirió Miyako mirando hacia ellos

- S… sentarse cerca es malo para los ojos, deberiais saberlo, ja ja ja ja... -. La risa de Daisuke sonaba nerviosa, su mirada se quedó helada cuando Miyako en tono de burla dijo

- La cinta de esta pelicula tiene una nota muy divertida que dice " despues de ver está pelicula serás visitado en 3 dias, por favor mira muy bien a quien tienes detrás"

Daisuke se volvió blanco y Takeru se dió cuenta

- ¿Te asustó eso?

- No... no... me asusta... no me asusta nada, dejame en p... pa... pazzz...

- Entonces... si dices que nada te asusta tal vez deberías quitarte la manta

- Dejame en paz, Takeru, tengo frío, ya está !dejame!

Una sonrisa traviesa se dibujó en el rostro de este último y aprovechando el miedo de Daisuke se coló por el hueco libre de la manta quedandose detrás de Daisuke

- No tienes frío, y lo sabes -. Dijo susurrandole en el oido y agarrandole por la cintura debajo de la manta

-Que... Qué -. Daisuke se puso nervioso, no se esperaba este pequeño abuso

-Chsss... no querás que nos miren ¿verdad? están muy concentrado, en especial Ken

Daisuke forcejeaba por salir pero Takeru le tenía bien agarrado

- Estas en mi casa, en mi dominio y soy yo el que tuvo la idea de todo esto, todo por tenerte en mis brazos, me encanta, tu excusa para taparte ha sido lo mejor que has podido hacer en muchos años, me vas provocando Daisuke -. Le daba besos en el cuello y Daisuke terminó por no resistirse, estuvo calmando sintiendo aquellos besos tan tiernos

-Dime la verdad, ¿estás asustado?

- Sólo tengo frío

- Mientes, pero no me importa, ahora eres mío

-AAAAAAHHHH QUUEE MIEDOOOO -. Gritó Hikari abrazandose a Ken y a Miyako, Daisuke estaba super aterrado por aquel grito pero Takeru lo protegió con sus brazos

- Tranquilo, conmigo poco a poco te vas a sentir mucho mejor -. Hundió su barbilla en el dulce cuello de Daisuke olfateando ese rico aroma familiar

- ¿Porqué hueles tan bien? me atrae tanto tu esencia y tu aroma, me gusta estar apretujado, sientiendote mio, sabiendo que él nos puede descubrir en cualquer momento, mirale viendo la pelicula super concentrado, no se da cuenta de que te estoy haciendo casi mío en mi propia casa, mi territorio, mi guarida, y tu eres mi presa... Daisuke, te echaba de menos -. Le volvió a dar varios besos en el cuello mientras le seguía estrechando contra su cuerpo y compartian el calor humano que la manta les ofrecía.

Los dos se quedaron en silencio, sin palabras, sin hablar, solo sus respiraciones y el ruido de la tele es lo que se oía en el lugar

Ahora Takeru quiso jugar con el morbo de ser descubiertos, abrazado todavia a Daisuke y con la manta cubriendolos a los dos, jugó con su cuello, con su oreja y con el lóbulo de la oreja, soplandole, mordiendole y dandole pequeñas lamidas en cada rincón de carne desnuda que había alli

- No hagas nada extraño, no emitas ningun ruido, se darán cuenta, y no queremos eso, ¿Verdad que no?

A Daisuke en el fondo le ponía mucho tambien el morbo de no ser descubiertos y eso hacia la situacion mas morbosa, se dejó llevar sintiendo los besos de colmillo que Takeru le daba, lo maximo que llegó a pasar ahi es que sus mejillas se volvieron rojas y el calor invadia su cuerpo subiendole por todas partes

Ese mismo calor es el que sintió Takeru que debajo de la manta y con su mano fué debajo de la ropa de Daisuke y le tocó los pezones, los acarició dando un masaje en cada uno de ellos, sintiendo como se ponían erectos con sus manos, tambien le manseaba el abdomen, todo el cuerpo de su amante le pertenecía en ese momento

- Me encanta que seas mío, me da mucho morbo esto Daisuke, fue una estupenda idea mi plan -. Seguía tocando y pellizcando cada pezón, aumentaba la marcha, podía ir deprisa o muy despacio, Daisuke colaboraba, no hablaba, sentía las manos de su amante por su cuerpo

El morbo cada vez era mas fuerte, y la expresión de Daisuke se volvía mas intensa, el calor le estaba ganando la batalla, tenia dos manos acariciando su cuerpo, de arriba a abajo con suavidad, con ternura, era una sensacion de adredalina, una sensacion indescriptible

- Mientras te toco, tu novio está ahí, no nos ve ¿no es excitante? Ahh... Daisuke... !me pones demasiado! -. Mas caricias, de arriba a abajo, chupadas en los hombros y pellizcos en ambos pezones al mismo tiempo

- >> Me gusta, no se porqué pero... me gusta que lo haga delante de todos sin que se den cuenta, no me importa si Ken no nos ve, me gusta lo que siento>>

Takeru lamió de nuevo el cuello y pellizcó ahora con mas rabia cada pezón al mismo tiempo, el calor era tan sofocante que Daisuke necesito dejar escpar un gemido para aliviar el dolor placentero que en ese momento su cuerpo sentía.

- >> Me siento tan bien...>>

-Ahhh...

Fué un gemido que por desgracia para ellos se oyó

- ¿Eh? ¿Qué fue eso?

- Sonó raro

- Fué... como un gemido que venia de esta habitacion -. Esto último lo dijo Ken haciendo que Daisuke se pusiera mas nervioso

- Mierda...

- Oye Daisuke, Takeru, habeis oído algo? -. Preguntó Miyako

- Aquí? nada de nada, creo que es por el tema de la pelicula, vamos a seguir viendola -. Takeru se las ingenió para ponerse al lado de Daisuke y hacer que nada pasaba

- Teneis razon, cada pequeño ruido es un mundo para nosotros

Ken sin embargo no estaba conforme, vió como Takeru estaba pegado a Daisuke y ya se olía algo, comprendió que ese gemido venia de Daisuke pero prefierio dejar las cosas como estaban.

De nuevo, el dueño de la casa volvió a la misma posicion de antes, detrás de su amante para continuar con la estimulacion en otra parte del cuerpo, el pene

Sus ansiosas manos tocaron el bulto pequeño que sobresalia de los pantalones y cada rozamiento se hacia cada vez mas grande

- Adoro hacer que se venga arriba, como amo tus erecciones -. Volvió a dar otro pequeño beso en su cuello

-Trata de hacerlo todo bajando la voz

- ¿Te gusta?

Daisuke se quedó rojo, por supuesto que le gustaba pero nunca lo iba a aceptar

- Vaya vaya, gracias, me esforzaré, todo para que disfrutes

Y disfrutó, durante 3 minutos estuvo rozando, tocando y exprimiendo el pene a traves de los pantalones, esas manos eran un completo masaje que hicieron de nuevo a Daisuke soltar un gemido que solo Ken pudo oir, miró de reojo y lo pudo comprobar oficialmente, Takeru se estaba aprovechando del miedo de Daisuke para abusar y meterle mano, sin embargo, estaba tranquilo, volvió a ver la pelicula.

- Quiero seguir Daisuke, esto me excita, necesito ver lo que aguantas, quiero ver lo que soportas estando cayendo, esto es divertido

Tocó con maestría la punta de la uretra con una mano y la sacudió con mucha fuerza, Daisuke veia el movimiento brusco a través de la manta y una fuerte masa de gemidos querian salir de su garganta, su voz estaba reseca y sus cuerdas vocales la fallaban, estaba en una gran tension que en el fondo amaba, Takeru era, a pesar de todo, un buen amante que sabia dominar perfectamente, no podia ser comparado con Ken porque los dos eran diferentes en el campo del amor, solo compartian algo en comun, los dos estaban locos por dominar el cuerpo de Daisuke, se podia decir que este ultimo se sentía bendecido de pertenecer a dos chicos tan increiblemente atractivos.

Las manos de Takeru se movían libres por el cuerpo de Daisuke, una estaba sujetandole el cuerpo y acariciandole, la otra en el pene masajeandolo y meneandolo cada vez mas fuerte, los supiros de Daisuke se ahogaban en la manta, ya que se tapaba con ella para poder liberar el placer sexual que estaba sintiendo

- ¿Ya no sientes tanto frio?

- Mi cuerpo sigue estando congelado

- Parece que quieres que siga dandote más calor -. Su aliento chocó con el rostro de Daisuke

- Continua burlandote de mi, por favor

Sin que nadie les mirase en ese momento, se besaron con la la lengua, Daisuke fué el que dió el paso, no lo pudo resistir, deseaba un beso de los labios de Takeru al igual que este ultimo de él, ambos estaban desesperados.

- La punta ya está realmente resbaladiza, estás casi eyaculando casi delante de todos -. Se relamio la lengua viendo que estaba consiguiendo su premio

- Tú que crees, soy sensible a todas tus cariciaS -. Respondió sonrojado

- Debes de saber algo, tambien tengo una ereción y solo tú eres el culpable

- Quiero salir de aquí Takeru

- Piensas lo mismo que yo

- Creo que es obvio, si me quedo un rato mas eyacularé delante de todos, es tu culpa

- Me encanta ser el culpable de tus casi corridas, está bien, vamos

Salió de la manta y se puso de pie

- Chicos, me llevo a Daisuke al cuarto de baño, el pobre me acaba de decir que tiene miedo de ir solo

-AAAAAHHH LO SABIIIIAAA DAISUKE TIENE MIEDO!!!! -. Miyako grito emocionada, sabia que Daisuke se habia tapado porque era un asustadizo

- La verdad es que si, tengo miedo pero por suerte Takeru me acompañará

- Te estás meando ¿verdad? venga vamonos, ahora volvemos

Takeru empujó a Daisuke a la salida para ir al cuarto de baño, Ken los miró e intentó disimular normalidad pero empezaba a estar un poco preocupado, veía a Daisuke muy ansioso y eso era nuevo en él.

LLegaron al cuarto de baño liberando toda las ansias que estaban soportando en la habitacion con los demás

- Ta... Takeru...

- Dime -. Este le estaba tocando los testiculos y jugando con ellos

- Tu rostro está tan cerca de mi... siento tu aliento en mi culo

- Y?

- Me siento bien, en realidad me siento bien contigo -. Contestó sonrojado

- Hasta que por fin te sinceras, me alegra oir eso, tambien me siento bien contigo y estaba ardiendo del deseo de tenerte aqui conmigo, ahora déjame que te ordeñe

Bajó hacia abajo los testiculos al mismo tiempo que lamia el agujero del ano, hacia intercambio, escupia en el ano y lamia y al mismo tiempo jugaba con los testiculos y con el pene apretando por toda la extension y cada vez poniendo mas sensible y a punto de la gran explosión

- Usame lo que quieras, Ahh... -. Apretaba los ojos sintiendo como Takeru hacia lo que queria con sus testiculos

- Mi casa, mi baño, mis normas, quiero tu leche, dame tu leche, quiero eyacular Daisuke, eyaculemos, meemonos juntos, quiero una locura aqui ahora mismo te deseo tanto -. Su ansia y desesperacion le hicieron menear mas fuerte el pene y provocando que tanto este como Daisuke gimieran a la misma vez

- Ahh... Ahh... Daisuke... este deseo es muy fuerte... ahhh... me pones... tanto... tu calor...

- Sigue. no pares. Ahhh... ahh… Ahh... eres tan diferente... tu amor es diferente, tu manera de tratarme...

- Es lo que me haces sentir, queria verte asi para mi, me duele el no tenerte para mi, me destrozas el corazón Daisuke.

- AHhhhhh

- ahhhhhhh estás frotando demasiado fuerte, no puedo evitarlo... ahhh... siento que ya me corro... -. Decía gimiendo con lagrimas en los ojos por el placer

- Te fascina que te toque en la punta?

- Me... mee... AHHHH -. Se corrió justo en las manos de Takeru ya que este de un solo golpe metió todo el pene en su mano, el calor hizo a Daisuke eyacular mientras se sujetaba en la tapa del VC

- MMMM Daisuke te viniste con demasiada insistencia, si que es verdad que estabas ansioso -. sus cinco dedos estaban llenos de semen caliente

De pronto a Daisuke en medio de la desesperacion y de querer mas con Takeru se le ocurre algo

.- Quiero que nos corramos juntos, por favor, usa mas de mi semen, introduce tu pene en mi culo, no puedo más,

- Ahh... Daisuke... no sabes lo que anhelaba que te pusiseras asi de sumiso para mi, te amo Dios, podemos hacerlo, los otros están en la pelicula no se van a enterar de nada

Se bajo los pantalones con mucha rapidez e introdujo su pene en la raja del ano

- Preparado

- Contigo siempre estaré preparado... Takeru.

- Dime -. Su pene entraba dentro lentamente

- Creo... que te amo, no lo puedo evitar ni ocultar mas -. Sus mejillas cada vez eran mas rojas, y lo fueron aún mas cuando de improvisto el pene de Takeru impacto contra sus paredes internas, este ultimo no se esperaba esta respuesta

- Es el mejor acto de amor que me han dicho en mucho tiempo, deseaba tanto oir esas palabras, y me siento tan caliente dentro de ti ahora mismo, ah… Daisuke... quiero seguir follandote sin parar

Le agarró de la cadera y varias penetraciones llegaron, Daisuke las soportaba con todo el amor del mundo

- Aunque te sienta cada vez mas lejos siempre te pienso, me masturbo en ti, mi cama huele a ti Daisuke... debes saberlo

- Pienso en ti a veces cuando estoy con Ken, no puedo evitarlo, lo siento, vives con fuerza en mi cabeza

Las embestidas subían de ritmo y las expresiones se volvian mas lascivas y salvajes, estaban llegando a limite los dos

Takeru se detuvo un segundo para mezclar su aliento con el de Daisuke, estaban muy calientes, muy excitados, y simplemente queria sentir la respiracion de su dulce amante, sentir su boca pegada a la de él, eso sirvió para que una embestida mas salvaje impactara su pene contra el ano de Daisuke mientras Takeru pensaba

- >> Demasido tiempo sin tenerte dentro de mi, te siento tan bien... aah... Daisuke...<<

Le hizo darse la vuelta con demasiada impulvividad

- Ahh! ¿que estás haciendo?

- Quiero ver tu rostro, quiero penetrarte viendote a los ojos, lo deseo

Los dos se miraron con los rostros y las expresiones sedientas de deseo, ese deseo retenido por los dos ahora se estaba haciendo una realidad

- Follame Takeru, no puedo más, por favor... ahhhh -. Daisuke era el que se penetraba a si mismo con el pene de Daisuke, su cadera se movia freneticamente mientras los dos se miraban y jadeaban al mismo tiempo

- Ahh Ahhh. AHHH

- aHH AHHH Ahhh -Takeru lamió con desesperacion los pezones, escupiendo en cada trote de Daisuke cada uno y los dos cada vez llegaban al cielo y al infierno al mismo tiempo

- Sabes a gloria Daisuke, no quiero dejar de morder

Le mordió y lamio al mismo tiempo los dos, uno cada uno, con suavidad, con ansia con deseo desmedido, Daisuke se agarró a su cuello mientras trotaba en su cadera sin control y al fin llegó la explosión, Daisuke eyaculó en Takeru y Takeru en Daisuke, los dos eyaculando con sus salivas saliendole por la boca.

Era la primera vez que los dos eyaculaban a la vez y que fuera compartiendo el mismo sentimiento, en los ojos de los dos en ese momento habia amor

-Gracias Daisuke, gracias por este momento, te puedo jurar que nunca voy a olvidar este momento, ya podemos volver con los demas, Ken te estara esperando

- No me quiero ir, deseo quedarme aquí -. Daisuke le agarró del brazo atrayendolo hacia y se dieron un dulce beso de amor, el primero en mucho tiempo en el que los dos lo disfrutaban

El momento eran tan magico que como siempre en estos casos llamaron a la puerta y sin pedir permiso, Ken entró en el cuarto de baño descubriendolos los dos recien eyaculados

- Espero que hayas disfrutado Takeru, disfrutas haciendome sufrir ¿verdad?

- Mi casa, mis normas, tu novio no es solo tuyo, quiero tambien disfrutarlo

- ¿Por cuanto tiempo vas a estar desequilibrando mi vida?

- Disfruto con tu novio, igual que el disfruta de mi

- Ya le oí, lo oí todo, no soy estupido, sé que habias organizado por una simple razon, confundirle todavia más, ahora tiene dos amantes, lo sé soy consciente, pero el corazón es el que elije siempre a la persona correcta ¿o no, Daisuke?

Daisuke estaba en medio de la situacion sin saber que decir o que hacer al respecto, solo sabia que disfrutó plenamente de haber hecho algo que estaba prohibido, para el, lo prohibido siempre resultaba tentador, aparte de eso su alma era feliz de haber conectado con Takeru en un plano un poco mas intimo, eso le daba la oportunidad de caer tal vez en sus brazos de nuevo, el amor para él era asi, aunque su destinatario fuese Ken, aunque a veces la razón le hiciese dudar y no saber cual camino escoger.

(10,00)

Online porn video at mobile phone


cuentorelatosmaduras de mexicomujer madura seduce a jovenrelatos eroticos primera vezrevistas xxx mexicanasmaduras cogiendo con jovenesrelatos eroticos padre hijarelatos eroticos jovencitasrelatos primera vezrelatos eroticos de gayscuentos pornoinsesto relatosrelatos de chicos gayrelatos eroticasrelatos eroticos de enfermerasrelatos eroticos sexorelatos roticosrelatos eroticos de viudasrelatos eroticos de amorrelatos de fantasiasrelatos de sexo en el metrorelatos sexuales incestorelatos eroticos secretariaprimera vez relatosrevistas xxx mexicanasrelatos de putasconfesiones de casadasrelatos eroticos de insestorelatos e historias en mexicorelatos eroticos realesrelatos eroticos xyzrelatos feminizacioncuentos de sexorevista historias calientesrelatos eroticos esposarelatos eroticos de gaysrelatos eroticos insestosexo con senoras mayoresrelatoseroticossexo madurasrelatos sexysrelatos eroticos gaysrelatos eroticos sobrinitahistorias ardientesrelatos eroticos gayrelatos incesto madre e hijocuentos relatos eroticoshistorias cuckoldrelatos eroticos de infidelidadesrelatos eroticos incestoincestos.comhistorias de sexo en espanolrelatos eroticos interracialsexogratisrelatos de sexo con madurosrelatos eroti osrelatos-eroticosrekatos eroticosrelatos eroticos audiohistorias de sexo pornomaduros vergudosrelatos lesbicos eroticosrelatos eroticos dfretos cachondoshistorias eroticas incestorelatos eroticos audiosrelatos eroticos cunadasrelatos eroticos con madurassexi cuentosrelatos eroticos gayrelatos eroticos viejorelatos gay jovenesrelatos eroticos padre e hijarelatos cunadarelatos eroticos de infielesrelatos de fantasiasrelatos eroticos mi esposarelatos eroticos realesmujeres maduras mexicanasrelatos eroticos de mujeresrelatos eroticos con mi papaconfeciones eroticaslos mejores relatos eroticoscuentorelatosrelatos en el metrorelatos de incetocuentosrelatos comrelatos eroticos maduros